viernes, agosto 19

Cuento de verano

Mi amigo Javier tiene una librería de viejo. Todos los meses manda un correo con las novedades, ofertas, y algunas reflexiones personales. No me resisto a transcribir su "Cuento de verano" que aparece en el último boletín.

Una vez preguntó con timidez un poeta curioso:
- ¿Por qué los colores? ¿Quién pinta con qué pincel y dónde lo moja para dar color y vida a los macizos de violetas? ¿Quién traza esos rosarios de amapolas que bordean el camino del trigal?¿Quién distingue las nubes grises, la sonrisa blanca, la hoja verde?

Y entonces -como había mucho ruido y faltaba tiempo-, respondieron algunos insensatos:

- Fue el hombre.
- No ha sido nadie.
- Depende del cristal con que se mira...

Y por eso el poeta pensó que todo era absurdo. Que estaba haciendo el tonto.

Pidió un préstamo, montó una franquicia y abandonó la poesía.


¿Autobiografía?. No se.

No hay comentarios: