sábado, diciembre 16

Memoria Histórica: Nueva tanda de mártires de la Guerra Civil

Ha habido mucha tensión esta pasada semana a cuenta de la aprobación de la Ley de Memoria Histórica por parte del parlamento. En su dia, yo aventuré una teoría que intentaba explicar desde el orden puramente práctico-político la razón que justificaba este intento del gobierno de despertar heridas hace tiempo cerradas.

Casualmente hoy mismo el Papa Benedicto XVI autorizó la promulgación de nuevos decretos de la Congregación para la Causa de los Santos, que abre el camino para la beatificación y canonización de otros 70 mártires asesinados durante la Guerra Civil.

Estos son:

  • El Siervo de Dios Eufrasio del Niño Jesús (en el siglo: Eufrasio Barredo Fernández), Sacerdote profeso de los Carmelitas Descalzos, nacido el 8 de febrero de 1897 en Cancienes (España) y asesinado por odio a la fe en 1934.
  • Los Siervos de Dios Lorenzo, Virgilio y 44 compañeros del Instituto de los Hermanos Maristas asesinados por odio a la fe en 1936.
  • Los Siervos de Dios Enrique Izquierdo Palacios y 13 compañeros, de la Orden de los Frailes Predicadores (Dominicos), asesinados en 1936.
  • Los Siervos de Dios Ovidio Bertrando, Ermenegildo Lorenzo, Luciano Paolo, Estanislao Vittore y Lorenzo Giacomo, Miembros del Instituto de los Hermanos de las Escuelas Cristianas, junto a José María Cánovas Martínez, Coadjutor parroquial, asesinados por odio a la fe durante la persecución religiosa en España en 1936.
  • Las Siervas de Dios María del Monte Carmelo, Rosa y Magdalena Fradera Ferragutcasas, Religiosas profesas de la Congregación de las Hijas del Santísimo e Inmaculado Corazón de María, asesinadas en España en 1936.


La lluvia fina sigue (y seguirá durante mucho tiempo) cayendo y calando, a todos.



Lea lo que otros dicen sobre: , , ,

1 comentario:

Felipe dijo...

Ojalá veamos pronto en los altares a estos mártires. En particular me alegro por los procesos de los 5 religiosos de los Hermanos de las Escuelas Cristianas (La Salle), de cuya institución recibí toda mi educación primaria y secundaria.