domingo, abril 19

Conversaciones en la embajada (XV): Las carmelitas y el judaismo

Cada día estoy más convencido que los antecedentes judaicos de esta familia mía son bien patentes. Por un lado, la profesión de mi abuelo cordobés era la de platero. Platero y cordobés. Primer "data point" significativo. Por el otro lado sabemos que el tatarabuelo emigró de Italia a España. Se ganó la vida haciéndose un pequeño y regional "imperio" naviero que continúa hasta hoy. Curiosa emigración de la que sabemos poco y sospechamos mucho. Mi abuela, para más datos, era Profesora Mercantil. Profesión poco habitual entre las señoritas acomodadas de la época.

En general, el interés familiar por el ahorro y el comercio suele llegar, en algunos individuos, a niveles altamente preocupantes. Lo mismo se puede decir respecto a la modestia de vida de los mismos. No se si me explico.

Resulta que la embajadora y un servidor les hablamos a nuestras hijas de la acuciante necesidad de unas carmelitas de Valladolid. Hicimos un trato: su madre y yo pondríamos tanto dinero como pusieran ellas en conjunto.

De modo que las niñas echaron mano a sus sustanciales ahorros (otro importante dato), je, pero no para entregarlos en limosna, no. Lo que hicieron fue montar un negocio. Compraron alambre fino, hilo de nylon y bolitas de colores. Pasaron un par de días fabricando colgantes, pulseras, llaveros y demás. Con el ordenador hicieron un par de carteles: uno con los precios de los abalorios, y otro explicando que los ingresos se entregarían íntegros a las carmelitas de Valladolid. Montaron su puestecillo en el patio y recorrieron la casa.

Obviamente no pararon ahí. Se imprimieron la carta de arriba y la leyeron entre sus compañeras de clase. El resultado me lo contaba hoy la #1:

- Papa, no sabes lo generosas que han sido las niñas de mi clase.
- ¿Ah si?- dije yo temiéndome lo peor.
- Si, verás- seguía ella encantada y cantarina- Pepita ha puesto 10 Euros, Juanita ha puesto 5, y así todas.
- Cuantas gracias tenemos que dar a Dios- comentó servidor tragando saliva.


Nos acercamos peligrosamente a los 200 napos de recaudación. Ante el peligro cierto de tener que dejar el tabaco durante un par de meses mi dueña y el menda han creído llegado el momento de "culminar" el esfuerzo caritativo, con carácter de urgencia. No se como no lo vimos venir.


Más conversaciones en la embajada.

13 comentarios:

Crispal dijo...

Alabado sea el Señor, amigo Embajador. O como decía mi padre: "Dios aprieta pero no suelta". ;-)

Embajador en el Infierno dijo...

JAJAJAJA- Lo de "Dios aprieta pero no suelta" me ha parecido genial. Casi me caigo de culo de la risa.

Ignacio dijo...

Ni judias, ni mercantes: listas e inteligentes, habiles y buscando el mejor y más rapido fin a un problema: buenas cristianas, buenas chicas, y encantadoras ademas: no me cabe ninguna duda de que han salido a la Sra. Embajadora.

(espero que les pidas a menudo que recen por mi)

Si necesitas dinero lo pides sin problema, no les cortes que lo están haciendo muy bien.

Y apunta la del Ekaizer en la radio en la ser sobre 1994:

"los destinos del señor son inoxidables"

y no se rio nadie en esa tertulia.

JC Conde de Orgaz dijo...

¡Impresionantes, de verdad!

rojobilbao dijo...

Esaschicas no pasarán hambre. Y a tí fumar menos te vendrá de maravilla.

Al Neri dijo...

Si tenéis cierta duda sobre vuestro origen hebreo, fijaros bien en si vuestra nariz es ganchuda y si os infectais de piojos con más frecuencia de lo normal. :-D

Anónimo dijo...

Pues venda usted de esas artesanias por internet. costos + gastos de envio a cargo del comprador.
sus co blogueros estaran encantados de colaborar

Plus Ultra

Ignacio dijo...

dos para mi

Embajador en el Infierno dijo...

Ignacio- Hombre, permíteme la licencia literaria. Desde luego han salido a su madre, en eso te doy toda la razón.

Absolutamente para enmarcar la genialidad de un "intelectual" como Ekaizer.

JC- Si que lo son, si.

Rojobilbao- Ambas cosas son mi consuelo en esta dura prueba.

Al Neri- Tu ríete, pero de narices se sabe un par de cosas en esta familia.

Anónimo- No te fastidia, lo que me faltaba. Entonces no solo tendré que dejar el tabaco, sino hasta los caramelos de menta.

Milkus Maximus dijo...

Estimado Embajador: yo creo que Ud. debe blanquear la situación, agachar la cabeza, y admitir lo evidente.

U. gane el dinero con su trabajo, y deje que sis niñas lo administren ;)

Mis parabienes

Embajador en el Infierno dijo...

Milkius- JAJAAJAJA. Tiene usted toda la razón. Desde luego gastosas y caprichosas no me han salido.

AMDG dijo...

No lo pareces. Yo sí.

Otro detalle: no se ahorran gastos en educación.

Embajador en el Infierno dijo...

AMDG- ¿Que es lo que no parezco?. 100% contigo en que el presupuesto en educación es ilimitado.