miércoles, abril 15

Pressing Catch: Para consolarse

Dado que el que no se consuela es porque no quiere y para animar un poco al personal, traigo a la bitácora una excelente entrada del blog de Gerald Warner.

La entrada es de traca. Comienza cascándose unas risas a cuenta de la "revolución de los blogs" haciendo una interesante pregunta:

How many of those bloggers have a more imaginative agenda than to substitute a Conservative government for a New Labour one?


O sea: ¿Cuantos de esos bloggers tienen un propósito más imaginativo que el de sustituir un gobierno del partido conservador por uno del partido laborista?. Cambien el nombre de los partidos y en eso estamos por aquí.

La mención explícita al pressing catch:

This weekend's Blog Revolution is just another of those synthetic metamorphoses that are employed, at necessary intervals, to anaesthetise the British public against political realities


Es decir: "La Revolución Bloguera de este fin de semana [esto último es verdaderamente hilarante por ser tan cierto] es una de esas metamorfosis sintéticas que se emplean, en los momentos adecuados, para anestesiar al publico británico ante las realidades políticas". Recuerdo el famoso lema blogosférico.

Leed el resto porque es verdaderamente extraordinario.

3 comentarios:

Yurremendi dijo...

Garcioso el artículo, y próximo, pero un tanto desenfocado con relación al revuelo político de esta Semana Santa en Reino Unido.

El asunto no es tanto una "revolución", sino que el bloguero Guido Fawkes ha provocado la dimisión/expulsión de uno de los asistentes más próximos de Gordon Brown, de los que se sientan a su lado en Downing Street. Hay además un ministro (Tom Watson) que está en la cuerda floja, y todo a consecuencia de una "cultura" (y alguna programada campaña) de difamación contra los conservadores (antes había sido contra los "blairitas").

Lo cierto es que no se ha hablado mucho de revolución bloquera, sino más bien del peso o de la influencia que algunos blogueros pueden alcanzar. Guido Fawkes es anti-política, y cuando haya un gobierno "tory" seguirá dando caña.

Embajador en el Infierno dijo...

Yurremendi- Vale, reconozco que lo que más me gusta de Gerald Warner es lo que me hace reír. Pero además este tipo hace gala de un muy sano escepticismo. Hace ya bastante tiempo que sigo el blog de Guy Fawkes (solamente el nombre atrae a todo buen católico) y si, parece que en principio no se casa con nadie. Pero veremos. De momento no ha tenido que enfrentarse a la gran prueba de fuego. Y me parece a mi que con el actual alcalde de Londres (a quien por cierto apoyó decididamente en su campaña electoral) está siendo bastante menos exigente que con todo el entramado laborista.

Yurremendi dijo...

A mí lo que más me gusta de ese señor es la chaqueta. Todo un dandy!