martes, junio 2

Durán y Lopez-Dieguez en la COPE

He escuchado las dos entrevistas en diferido. Confieso que ambas me han aburrido bastante. La de Durán, que escuché en segundo lugar, no la conseguí terminar posiblemente por estar saturado.

Mis impresiones se resumen en:

- Creo que Durán fue bastante más etéreo que Lopez Dieguez. A ambos se les nota poca experiencia política e incluso una falta de preparación decente para la entrevista. En este aspecto la mención clara y explícita de Lopez-Dieguez a los principios no negociables le dió algo más de consistencia a su poco convincente discurso. En Durán no percibí discurso ninguno.

- Durán suplió esa falta de consistencia y oferta política concreta con bastante más "tablas" que Lopez Dieguez. Este se hace, con perdón, la picha un lío el solito en preguntas complicadas que Durán se quita de encima con una ocurrencia.

- La parte de las entrevistas realizada por Vidal, estaba más dirigida a sacar un poco de morbo de las vivencias políticas de ambos personajes que a dar la oportunidad a estos de que explicaran sus propuestas. La segunda parte, los contertulios, iban más por el contenido político. Lopez Dieguez al complicarse absurdamente la vida con larguísimas explicaciones en la primera parte, dio poca opción a la segunda parte. Durán en este aspecto lo hizo mejor, pero como digo el discurso político es más bien nuboso.

- Creo que Durán fue bastante más habil a la hora de compararse con el PP. Daba una de cal (" a fulanito lo conozco mucho y es un gran tipo") y otra de arena ("por desgracia me cuesta compartir sus convicciones en esto y lo otro"). Lopez Dieguez se puso en plan Pepito Grillo y para mi gusto esa actitud resulta un tanto vergonzante y no inspira convicción.

Como Durán me interesa menos que Lopez Dieguez, más que nada porque a este le veo con más proyección que al otro y el tiempo me dará o quitará la razón, añado un comentario sobre lo que creo son los dos principales problemas de Lopez Dieguez de cara al público:

- El primero es lo que yo, perdonen la inmodestia, he dado en llamar "el síndrome del experto". Esto ocurre cuando un sujeto está tan inmerso y sabe tanto de un tema que se le hace imposible de entender que el resto del mundo no sepa ni la mitad de lo que sabe él, ni le interesa un rábano. El público lo único que quiere saber es el desenlace, la solución, no todos los detallitos técnicos. Este es un problema típico de ingenieros en general y de informáticos muy en particular.

El ejemplo concreto a esto que digo es la explicación que dio sobre los tejemanejes con Libertas. A las personas (cuatro) familiarizadas con el asunto seguramente les pareció la mar de interesante, si bien le faltó valentía a la hora de señalar culpabilidades, pero sospecho que el público en general desconectó a mitad de la perorata.

- El segundo es lo que los ingleses llaman "name dropping", algo asi como "dejar caer nombres". Bastante típico en ciertos sujetos que se codean con las alturas de las finanzas y la economía. Consiste en aliñar la conversación con referencias a "Emilio" o a "Florentino", cuando uno quiere referirse a Emilio Botín o a Florentino Perez. A mi personalmente lejos de acrecentar mi admiración por el perpetrador al sugerir familiaridad con las altas instancias, lo que me causa es bastante cansancio. Y sospecho que es un sentimiento compartido por muchos.

En fin, que pienso que Lopez Dieguez lo puede hacer mucho mejor a poco que se entrene, porque de verdad pienso que no se preparó esta entrevista nada de nada. Y Durán seguro que lo puede hacer mucho mejor en cuanto tenga un programa sólido que defender.

10 comentarios:

Maderal dijo...

Yo difiero bastante de su apreciación respecto a Lopez Dieguez, en relación al señor Durán no hablaré ya que no he escuchado la entrevista. Para mi Lopez Dieguez estuvo bastante correcto salvando alguna ocasión como por ejmeplo la explicación de su programa económico, donde es cierto que se lió bastante, pero en terminos generales me pareció una intervención correcta siempre que tengamos en cuenta que se trata de un politico no profesional no acostumbrado a este tipo de entrevistas y que esta haciendose todavía. Destacaría sobre todo los siguientes aspectos:

1º La defensa tan cerrada y coherente que hizo de la figura de don Blas Piñar, no dió opción a que fuese discutida y desde mi punto de vista fue casi perfecta si bien es cierto que quiza dedicó demasiado tiempo a la misma.

2º La forma en la que desmontó el proyecto Libertas - ciutadans de forma clara y rotunda, tanto es así que incluso el propio Cesar Vidal reconoció el peso de los argumentos de Dieguez.

3º Buena explicación y matización del apoyo torie, exponiendo antecedentes, comienzo de las relaciones, puntos en común y discrepancias.

4º Dejó sin argumntos a Gotxzone Mora cuando esta intento dejarlo en evidencia.


Aunque se percibía que se trataba de un político algo verde aún en determinados aspectos, creo que estuvo convincente, creible y sensato.


Un saludo.

Orisson dijo...

¡Rojazo!

Un saludo

San Isidoro dijo...

Lo de los ingenieros me ha hecho mucha gracia, pero tienes razón.

Por cierto, ¿por qué no se ha presentado finalmente la Comunión para las europeas?

Embajador en el Infierno dijo...

Maderal- Dices: "me pareció una intervención correcta siempre que tengamos en cuenta que se trata de un politico no profesional no acostumbrado a este tipo de entrevistas". Creo que en eso estamos de acuerdo, mi crítica es, sobre todo que da la impresión que no se preparó la entrevista concienzudamente.

Sobre tus puntos 1 y 2, puede que tengas razón, pero lo que yo digo es que son irrelevantes para el gran público. Como me decía hoy alguien, sobre el punto 1, lo que demuestra es que LD es una buena persona. Vale, es posible.

Sobre el 3, todavía no estoy seguro que eso en España se perciba como algo bueno o malo, y la longitud de la explicación en cualquier caso excesiva. Y sobre el 4 estoy de acuerdo, pero creo que se mostró excesivamente vehemente notándose lo mal que se llevan ambos en lo personal.

Orisson- ¡Puto facha!.

Abrazos

San Isidoro- La respuesta a tu pregunta la tienes aquí

Perlimplín dijo...

Coincido bastante con Embajador.

Decir que el tiempo que perdió explicando los rollos con los tories británicos no le interesaban ni a la millonésima parte de los oyentes. Y se tiró un cuarto de hora explicando cosas sin interés.

La gente al acabar no sabía bien qué era AES exactamente, salvo que tenía algo que ver con Blas Piñar.

Anónimo dijo...

Eso pasa por ser lo que no se es y querer ser otra cosa que lo que se es, pero que realmente no se es, aunque a veces parezca distinto.

Pues eso.

Y que conste que les voy a votar. Es lo menos malo que hay dentro de lo que tiene una mínima posibilidad (he dicho mínima) y si no es en éstas puede que sea en las pròximas.

CASUARIO.

Orisson dijo...

Oye, Embajador, no entremos en descalificaciones. Lo de puto lo acepto, pero en lo de facha te has pasado, macho...

Un saludo

Embajador en el Infierno dijo...

Orisson, tienes toda la razón, según lo escribía me arrepentía de haberte llamado facha. No quiero yo que confundan con radicales y extremistas a un buen demócrata como tú. Perdona, chico, no lo haré más, ¡te lo juro por Güemes!.

Orisson dijo...

Entonces lo dejamos en puto demócrata, ¿vale?

Un saludo

Embajador en el Infierno dijo...

A mi me gusta más democrata-de-toda-la-vida