martes, febrero 9

Los malditos palos del sombrajo

El plan lo tenían claro y preparado: presidencia europea (muchas fotos), mundial de fútbol (gran papel de la selección, real o apañado), recuperación en las encuestas ante el encefalograma plano de Rajoy (esta siguiendo la táctica del conservador Cameron en el Reino Unido y allí la ventaja que este le lleva al laborista Brown, de repente está empezando a acortarse) y elecciones en Octubre. Hasta a lo mejor se podría llegar a presentar algún buen dato económico si Alemania y Francia tiraban de las exportaciones.

Cuando enderepente.........¡cataclás!: La conspiración judeomasónica se nos echa encima.

Los "inversores" internacionales empiezan a ponerse nerviosos con España. Y, claro, la única forma de calmar a Mammon es ofrecerle víctimas propiciatorias. O sea, que hay que ajustarse el cinturón, pero de verdad.

Los palos del sombrajo amenazan con catástrofe. "No, si nosotros íbamos a hacer reformas estruturales de esas"- dirá Pepiño- "pero más bien después de las elecciones, que si no, no ganamos ni de coña".

Están que no les llega la camisa al cuerpo porque se ven ellos mismos en la cola del INEM de aquí a no poco, y por eso los titubeos, los digos y los diegos, la falta de decisión, el pasteleo inútil. Quieren comprar tiempo, pero Mammon se lleva mal con Cronos. Estos dioses son así.

Y no se enteran.

Cada día estoy más convencido que Zapatero no repite de candidato socialista.

2 comentarios:

rojobilbao dijo...

Con la oposición tan mala que tiene el PSOE y van a perder por goleada. Hay que hacerlo mal, mal, mal.

Que calidad la de nuestra clase política. A ver si los vamos exportando y nos libramos de ella.

Gonzalo dijo...

Yo espero que repita.

Si pierde, para que se estrelle él a ver si espabila.

Si gana, para que termine de arruinar el negocio a ver si por fin derribamos todo, alisamos el solar y aunque sea con unos cartones nos levantamos una casa nueva.