martes, marzo 8

¡Feliz día de la mujer trabajadora!

Iba a escribir un sincero y sentido homenaje a mi mujer. Iba a contar que yo se lo que es gestionar un equipo de gente diverso y difícil, y que sabiendo eso puedo decir con conocimiento de causa que ninguna exitosa ejecutiva (real o supuesta) gestionará en su vida, ni con tanto éxito un equipo tan complejo y variado como el que "gestiona" mi mujer. Y lo hace todos los días, sin vacaciones, sin horario,  sin "bonus", sin ascensos, sin tarjetas de visita con glamurosos y pomposos cargos, sin "tiempo para ella misma" porque el que le "sobra" se lo da a Dios, y, por supuesto, con el "compromiso" más absoluto que se pueda imaginar.

Iba a decir que mi mujer es mi roca, que la auténtica extensión y significación de esta verdad solo lo sabemos (y sabremos) ella y yo. Que sin su comprensión, dedicación, paciencia y, en definitiva, amor yo no habría conseguido ni llegar donde un día llegué (llegamos), ni me habría puesto (porque no me habría atrevido)a andar por el camino en el que ahora (y ya van unos cuantos años) estoy.

Iba a decir tantas cosas......Primero porque la quiero, obviamente, y segundo porque esta zoociedad no celebra, precisamente, a las mujeres que son como ella, es decir, a las mujeres que simplemente se dan. No hay un "Día de la mujer a la que le importa un carajo las miraditas paternalistas de las autorealizadas porque lo único que le importa es, como dice ella, que sus hijas sean mujeres fuertes, piadosas y felices, y que para conseguir eso sabe que el único camino es entregarse.". Y en el fondo me alegro, porque si la zoociedad tiene que celebrar según que cuestiones es posiblemente más por acallar un sentimiento de culpa que por la alegría de haber conseguido algo que lo merezca.

En fin, ya me estoy enrollando. Seguimos: Iba a decir tantas cosas..... pero me resisto. Y me resisto porque no me veo capaz de saber decir ni una fracción de las cosas que mi mujer se merece que digan de ella.

Mi amigo Bosco Suabia, que en su día escribió algo muy bueno sobre su propia mujer me manda un poema de Chesterton que es rompedor. Perdonadme que no lo traduzca, pero es que no sería capaz de conservar la fuerza del mensaje. Allá va:

I remember my mother, the day that we met,
A thing I shall never entirely forget;
And I toy with the fancy that, young as I am,
I should know her again if we met in a tram.

But mother is happy in turning a crank
That increases the balance in somebody's bank;
And I feel satisfaction that mother is free
From the sinister task of attending to me.

They have brightened our room, that is spacious and cool,
With diagrams used in the Idiot School,
And Books for the Blind that will teach us to see;
But mother is happy, for mother is free.

For mother is dancing up forty-eight floors,
For love of the Leeds International Stores,
And the flame of that faith might perhaps have grown cold,
With the care of a baby of seven weeks old.

For mother is happy in greasing a wheel
For somebody else, who is cornering Steel;
And though our one meeting was not very long,
She took the occasion to sing me this song:

"O, hush thee, my baby, the time will soon come
When thy sleep will be broken with hooting and hum;
There are handles want turning and turning all day,
And knobs to be pressed in the usual way;

O, hush thee, my baby, take rest while I croon,
For Progress comes early, and Freedom too soon."


Y para terminar recomiendo una interesante (y breve) lectura para el día de hoy. Esta.

21 comentarios:

Al Neri dijo...

Un magnífico homenaje a la Mujer con mayúsculas.

Javier Vicens y Hualde dijo...

Es usted muy amable, creo.
¡Gracias, anyway!

Jaime Cifu dijo...

Puff, creí que era un machista-falocéntrico desorejado que pensaba estas cosas.

Ahora ya me quedo más tranquilo sabiendo que ya somos tres. Podríamos montar una asociación, jeje.

David dijo...

God Bless you lead you with His Love & anointing.

Pablo dijo...

Eres un hombre afortunado. Ponme a los pies de esa gran señora.

Gonzalo dijo...

Plas, plas, plas

Anónimo dijo...

Salmo 127

Dichoso tú que temes a Yahvé,
que andas en sus caminos.
Pues comerás del trabajo de tus manos;
Serás bendito, te irá bien:
tu esposa, parra fecunda
en el interior de tu casa;
tus hijos, retoños de olivo
alrededor de tu mesa.
Así será bendecido el hombre
que teme a Yahvé.

Maricruz dijo...

Oh, cielo santo, Embajador, qué me has llenado el día de un orgullo y alegría incomparables. Dicho esto de un hombre varón masculino es algo excepcional Te lo agradezco.

berta dijo...

Quiero que la Embajadora conteste Aqui, que diga algo ante esta muestra de amor. Un hombre afortunado exactamente.Dios proteja siempre ese amor, que es el reflejo de su propio Amor.

Anónimo dijo...

>que sabiendo eso puedo decir con conocimiento de causa que ninguna exitosa >ejecutiva (real o supuesta)

Si su mujer prefiere ser ama de casa en vez de ejecutiva… pues bien por ella.
Si otras mujeres quieren tener su profesion Y una familia pues bien por ellas.
Y si prefieren su profesión a la familia…. Pues bien por ellas.

La idea es que cada cual elija lo que quiera.

>Y lo hace todos los días, sin vacaciones, sin horario, sin "bonus", sin ascensos, sin >tarjetas de visita con glamurosos y pomposos cargos, sin "tiempo para ella misma"

Usted si tiene tiempo para usted mismo no?
Hace este blog por ejemplo… supongo que teniendo a su mujer atareada le deja tiempo libre…. Pero como dije antes…si a ella le gusta bien por ella.
Yo le sugeriría que bien puede tener “tiempo para ella misma”, sin que eso signifique que ni usted ni sus hijas vayan a perder algo.

Supongo que podría compartir algunas ocupciones y darle vacaciones…. Pero claro si ella no quiere…. Bien por ella y mejor para usted.


>Iba a decir tantas cosas......Primero porque la quiero, obviamente, y segundo porque >esta zoociedad no celebra,

zoosociedad… ay ay! Ya vemos que considera el suyo el modo “correcto” de vida… lo cual es lógico… pero denigra el de los demás… después saldra a censurar o clamar “respeto”

>No hay un "Día de la mujer a la que le importa un carajo las miraditas paternalistas de >las autorealizadas

Conozco numerosas mujeres científicas destacadas que pueden perfectamente dirigir un equipo de investigación de calidad y ser madres amorosas…. Otra es artista y dándose tiempo para ella misma…. Se expresa y cuida una familia……


>que sus hijas sean mujeres fuertes, piadosas y felices, y que para conseguir eso sabe >que el único camino es entregarse."

Mis hijos son felices y la madre de ellos trabaja….
También hay entrega de mi parte…. Y de ella… algo compartido…..

>cuestiones es posiblemente más por acallar un sentimiento de culpa que por la alegría >de haber conseguido algo que lo merezca.

No crea que hay sentimiento de culpa, Embajador en el medioevo, si tiene los cojones puede preguntarles pero desde ya todo es cuestión de elección personal….libre.



GK

Bosco Suabia dijo...

Decir que "todo es cuestión de elección personal" es, por decirlo suave, bastante irónico.

Pregunte usted a una cajera de Carrefour si prefiere estar ahí o en su casa con los suyos.

Lo que pasa es que la sociedad está construida de modo que sea HEROICO para la mujer quedarse en casa

Y me parece suicida que esto sea así

Embajador en el Infierno dijo...

Al Neri- Muchas gracias hombre.

D. Javier- De nada pater.

Jaime- Me encanta montar asociaciones. Cuando quieras.

David- God bless you too.

Pablo- Soy un hombre afortunado, si señor.

Gonzalo- Me alegra que haya gustado.

Anónimo- Cuanta verdad.

Maricruz- El problema no es la excepcionalidad de que lo diga un hombre. Lo verdaderamente excepcional es que lo diga una mujer. Ese es el problema, te lo aseguro. Se trata de que las mujeres descubran y valoren su propia dignidad como madres y esposas. Toda la mierda (con perdón) feminista es cosa de mujeres, no de hombres. Un abrazo.

Berta- La Sra. Embajadora es una mujer hiper-discreta, me temo que tus deseos no se van a ver realizados. Lo siento. Muchas gracias por tus buenos deseos.

GK- Me río a carcajadas de tu pretensión de que "cada una elija lo que quiera". No hay mejor sistema de esclavitud que aquel en el que los esclavos se creen libres, como por ejemplo el que tu tan perfectamente has descrito. Tu desabrido (y tan acostumbrado) final me confirma en mi conclusión. Tenéis más cosas de las que arrepentiros que las que celebrar. Supuráis desaliento por todos los poros.

(Y por cierto, lo de "zoociedad" no es mío, es de Quino por boca de Mafalda .Gran humorista, y gran zoociologo).

Bosco- Amén.

Anónimo dijo...

¡Viva la mujer trabajadora en su hogar!nada la dignifica tanto como gustosamente"sacrificarse"por su familia para con ello hacer un hogar feliz donde no falte ni por un segundo la atendión y cariño a los suyos.
No hay "sacrificio" (que no lo es) más honroso que darse a lo que más se quiere,poder inculcar minuto a minuto esos valores que dificilmente van a escontrar en otras manos ó fuera de casa.
Sacrificio gustoso muchas veces envidiada por otras mujeres que no han querido renunciar a unas comodidades económicas a cambio de un jefe no siempre amable.
¡Enhorabuena mujer!te lo dice una madre que se quedó viuda muy joven, que pudiendo acceder a un buen puesto de trabajo prefirió
dedicar su vida a sus 8 niños que ahora son hombres y mujeres maravillosos.
Si quieres que tus hijos sean maravillosos no puedes dejar de mirarles ni un minuto porque los hijos son como el arroz,..si dejas de mirarlo se pasa...

Seneka dijo...

Señora Anónima, mi gratitud y alabanza por su testimnio y por el bien que ha hecho a nuestro mundo.

Embajador, y Embajadora ... ¿qué decir? Pues que felcidades y p'alante!.

Anónimo dijo...

Dios bendiga a tu mujer.

Anónimo dijo...

Bosco:

Desde ya que muchas mujeres y hombres trabajan en empleos que no les gustan debido a necesidades económicas. Algunas preferirían ser amas de casa pero la situación económica no se los permite. Pero dudo que una cajera de Carrefour mire con “aires de superada” a un ama de casa.


Embajador:
>Me río a carcajadas de tu pretensión de que "cada una elija lo que quiera".

Se que le cuesta argumentar dos palabras coherentemente pero quizás pueda hacer un intento y decirme como es que usted sabe que las mujeres científicas que le mencione no eligieron??? Estan siendo forzadas y engañadas?? No parece.
O las maestras o las escritoras o las artistas??

Si quiere le paso sus correos electrónicos y usted trata de convencerlas……

>No hay mejor sistema de esclavitud que aquel en el que los esclavos se creen libres,

Usted cree realmente TODAS las mujeres que trabajan lo hacen forzadas o engañadas y que TODAS en el fondo desean ser sumisas y obedientes servidoras del hogar a tiempo completo renunciando a “su tiempo personal”???

Cree que TODAS las mujeres que son amas de casa ELIGIERON???

>Tu desabrido (y tan acostumbrado) final me confirma en mi conclusión. Tenéis más >cosas de las que arrepentiros que las que celebrar. Supuráis desaliento por todos los >poros.

Mi desabrido final muestra que evidentemente no se anima a preguntar y encarar directamente a mujeres trabajadoras, que hayan optado por trabajar, porque es mas sencillo encerrarse en su perimido sistema de creencias.
Avíseme cuando pueda argumentar algo, intente.

Desaliento???? Que imaginación Embajador! Se ve que ha progresado en el curso por correspondencia de psicoanálisis de comentarios de blogs.

Se lo explico de nuevo:
Si, hay mujeres que preferirían quedarse en el hogar y deben trabajar. Pero conozco muchas que tienen un excelente pasar económico, están casadas, tienen hijos y eligen trabajar. Hoy mismo en lo que va de la mañana me encontré con por lo menos 10 de ellas, estudiantes, licenciadas y doctoras en distintas áreas científicas.
No se las veía como sumisas, esclavas del capitalismo.

Veamos si haciendo un esfuerzo con sus neuronas logra entender que yo estoy de acuerdo con el elogio que “anónima” publica luego de sus respuestas embajador.
Es una mujer que eligió ser madre y ama de casa. Me parece bien.
Pero por que no elogiar a las que trabajan y cuidan un hogar. Y a las que trabajan porque deben mantener un hogar y a las que trabajan porque les place.

GK

Anónimo dijo...

Dios te bendice y tu le bendices escribiendo estas verdades. Quiera Dios concedernos más hogares con esposas y madres full-time. Estoy de acuerdo contigo en que han quedado muy pocas mujeres capaces de decir lo que dices tú, pero no de que sean las mujeres las "culpables" del descalabro. Gracias a Dios, va habiendo bastantes que lo piensan y pronto habrá algunas que lo digan. Sean full o part-time hogareñas, no despreciarán el único lugar y puesto en el que somos insustituibles.
Camino

Embajador en el Infierno dijo...

Anónima- Muchas gracias por tu testimonio. Verdaderamente valioso.

Seneka- Idem del lienzo por tu lado.

Camino- Perdona que insista, pero estoy convencido de lo que he dicho antes. Son las mismas mujeres las que hacen escarnio de su papel de madre y esposa. Estoy harto de verlo. En sus manos está el darle la vuelta a la tortilla.

Anónimo dijo...

Veo que le gusta Mafalda:

http://t3.gstatic.com/images?q=tbn:ANd9GcQN5g-YF_TPf4hP0PXOUX0ESaxniN_tdUXOzTC2LUalEHU1llFb

http://t3.gstatic.com/images?q=tbn:ANd9GcQN5g-YF_TPf4hP0PXOUX0ESaxniN_tdUXOzTC2LUalEHU1llFb

Siga así, "convencido" para que arriesgarse a que lo contradigan....
Pero le sigo ofreciendo mails de medicas, docentes, escritoras, biólogas, Físicas, matemáticas y jefas de estado.

Que se yo, quizás sea bueno que la "mujer" tenga su tiempo libre.... y tenga su propio blog....

Durante ese tiempo quizás usted pueda cambiar pañales, cocinar o limpiar.... dándole el tiempo a ella.

GK

Anónimo dijo...

Hubo un enlace repetido

http://t3.gstatic.com/images?q=tbn:ANd9GcTFZftbiOqQDmqSmL3vEf5PZjIZpSxRYgaMefEf_NG882gXlhjY

gk

Anónimo dijo...

Enhorabuena Embajador, pero sobre todo, enhorabuena Embajadora porque si puede permitirse el gran lujo de dedicarse al cien por cien a su familia es gracias al también "sacrificio" gustoso (como dice anónima) que su marido realiza. Nadie le ha regalado nada y todo lo que tiene, no solo en el aspecto material, lo ha conseguido con el sudor de su frente y con su interminable trabajo de sol a sol.

Gracias, anónima, ojalá existiesen mas mujeres y madres como usted.

Un fiel seguidor.