sábado, octubre 15

Los progres son asín (XXIX): El mentiroso y el cojo

Fabulosas declaraciones de Pepiño:


Un creyente (y cualquier persona con un mínimo de sensatez) sabe positivamente, y ni siquiera tiene que hacer examen de conciencia diario, que tiene muchas cosas de las que arrepentirse.

Se coge antes a un mentiroso que a un cojo. QED.

Más asinadas progres.

6 comentarios:

Don Quijote dijo...

Este, además de mentiroso, es tonto perdido.

Terzio dijo...

Es que el silogismo está mal montado porque falla una de las premisas: Un sociata no tiene conciencia (la perdió, la vendió, se la auto-violó, se la suicidó, la sacrificó al partido...¡a saber!).

Conque un exámen de esa conciencia ausente no tiene, de hecho, qué examinar. Y por eso se la encuentra en blanco (nunca mejor dicho).

'

Un chouan dijo...

Yo también me quedé de una pieza cuando le escuché decir semejante sandez en el telediario. Y pensé lo mismo que usted señor embajador, sin duda era mentira que hubiese hecho alguna vez exámen de conciencia semejante individuo, capaz de decir que no tiene nada de que arrepentirse. La primera máxima de un católico creyente de verdad es saberse pecador, antes que ninguna otra cosa pecador necesitado de perdón.

Gonzalo dijo...

Habría que ir más allá.

¿Puede alguien que no tiene sus capacidades intelectuales ni de discernimiento, llegar a sentir arrepentimiento?

Pues eso.

Javier Vicens y Hualde dijo...

Soy católico, presbítero por más señas. El examen de conciencia no lo hago cada día, por mis pecados. Y me arrepiento de eso. Ahora más porque pienso: si don Pepiño examina su conciencia siendo un santo ¿cómo es que omito yo ese deber de piedad para conmigo?

AMDG dijo...

En estos casos, hay que avisar a las autoridades eclesiásticas, para que recojan pruebas y las manden a Roma pidiendo que se abra expediente de beatificación.