martes, septiembre 25

In Memoriam: Sven Hassel

El Sr. Pcbcarp y servidor mantenemos una sincera amistad internetera (parece mentira que viviendo a 15 minutos de distancia nunca nos hayamos visto el careto) a pesar de nuestras claras diferencias de cosmovisión. De alguna curiosa forma nos las arreglamos para comentarnos casi exclusivamente para mostrar acuerdo en aquellas pocas cosas en las que lo estamos. Tácitamente. Aunque nos leamos con asiduidad en las muchas más cosas en las que no lo estamos.

Siempre he pensado que nuestro verdadero punto de unión y acuerdo, es la común devoción que sentimos por la obra del escritor danés Sven Hassel. Eso de leer a un danés que se llama Sven Hassel queda, para el no iniciado, como muy avant garde y tal. Y sin embargo Sven Hassel es autor de best-sellers, numerosos best- sellers , que a diferencia de la gran mayoría llevaban mensaje, toneladas de mensaje de forma muy asequible. 


Sorprendentemente (quienes conozcan su obra lo entenderán) fue mi madre quien me introdujo a los libros de Hassel. En ellos refleja su vida como soldado de un regimiento disciplinario de carros alemán durante la Segunda Guerra Mundial. Guerra que narra en toda su crudeza desde la mirada de un grupo de soldados cínicos, de vidas algo más que azarosas, corazones endurecidos y absolutamente pasados de vueltas que son obligados a combatir por algo en lo que definitivamente no creen. Lo cual no es difícil porque no creen en nada que no vaya más allá de su propia supervivencia y un peculiar sentido de la camaradería.

Son libros trepidantes de acción que dejan espacio para cierta filosofía muy de andar por casa. Definir el mensaje de la obra de Sven Hassel como "pacifista" es quedarse muy, muy corto. Es lo fácil, pero yo creo que de pacifista tenían poco. Al contrario pienso que Sven Hassel exalta las virtudes militares expresándolas de una forma muy alejada de lo convencional. Posiblemente porque las virtudes que exalta son poco convencionales. 

Seguramente es estirar un poco la cosa, pero cuando leí por primera vez la frase aquella de Chesterton que viene a decir que un buen soldado no lucha por odio a lo que tiene delante sino por amor a lo que deja detrás, pensé que de alguna forma eso es lo que quería decir Hassel en sus grotescas caricaturas.

En fin, creo que poseo la obra completa del danés (incluso algún libro no publicado en castellano) y que la habré releído decenas de veces. Hay partes que me se de memoria y puedo abrir cualquiera de los libros al azar y ponerme a leer sabiendo perfectamente lo que viene delante y lo que sigue a continuación. Y aun así no me canso de leerlo.

Descanse en paz.

Para saber más sobre la vida y obra de Sven Hassel se puede consultar este magnífico sitio web.

12 comentarios:

Gonzalo dijo...

Pues que descanse en paz. Hace ya muchos años, más de 25, me aficioné mucho a sus libros. Coincido con tu visión de su mensaje y recuerdo la crudeza de algunos pasajes, si bien recuedo una de las carcajadas más grandes, como Cuando describía la sorpresa de un oficial ss viendo al negro uniformado saludando desde el tanque, o cómo este, en un pasaje complicado "se quedó grís", en lugar de pálido.

Descanse en Paz.

Gonzalo dijo...

Pues que descanse en paz. Hace ya muchos años, más de 25, me aficioné mucho a sus libros. Coincido con tu visión de su mensaje y recuerdo la crudeza de algunos pasajes, si bien recuedo una de las carcajadas más grandes, como Cuando describía la sorpresa de un oficial ss viendo al negro uniformado saludando desde el tanque, o cómo este, en un pasaje complicado "se quedó grís", en lugar de pálido.

Descanse en Paz.

Manuel dijo...

Descansa en paz sven,gracias por tantas tardes y noches de amena lectura y por hacer volar nuestra imaginacion a tantos lugares y situaciones gracias a ti tu y tus compañeros habeis logrado la inmortalidad.Siempre estareis en nuestro recuerdo.

pcbcarp dijo...

Pues eso, que descanse en paz (si es que eso de la paz no le aburre). Creo que como homenaje póstumo voy a coger sus libros de nuevo.

Por otra parte, Embajador, muchas gracias por las flores y los enlaces. Creo que has descrito muy bien la ciberrelación que mantenemos desde hace años. Sí que es curioso lo nuestro, sí.

Anónimo dijo...

Leí hace tiempo, en la Revista Española de Historia Militar, creo, un comentario de Carlos Caballero Jurado en el que decía que el valor histórico (que no literario) de la obra de Hassel era nulo, y que el 27 regimiento disciplinario panzer jamás existió.

Siderúrgico

pcbcarp dijo...

Siderúrgico, que son novelas. Cojonudas, eso sí, pero novelas. Carlos Caballero Jurado probablemente sea nuestro mayor experto en la Segunda Guerra Mundial, pero no tiene mucho sentido del humor.

pcbcarp dijo...

Además, que los nazis no salen muiy bien parados en la obra de Hassel, y eso al Profesor Caballero Jurado creo que le joroba.

Barcelonés dijo...

Los mejores momentos de mi juventud están ligados a la lectura de sus libros. Son los que me llevaría a una isla desierta... Dios le acoja por los buenos momentos que nos hizo pasar. Sven Hassel... Presente!.

Gonzalo dijo...

De Prada también le leía...

http://www.abc.es/historico-opinion/index.asp?ff=20120929&idn=1503419455805

Gonzalo dijo...

Y, encontrado por casualidad, epubs de Sven Hassel aquí:

http://epubgratis.me/search/node/sven%20hassel

Gonzalo dijo...

Ups... de toda la lista parece que sólo está uno...

Embajador en el Infierno dijo...

Muchas gracias por ambos vínculos, Gonzalo